a tu lado desde 1979

La trayectoria de ARIDI siempre ha estado marcada por el gusto por el diseño. En 1979 nace ARIDI de la mano de Amadeu Rius con la voluntad de convertirse en fabricante de mobiliario de oficina a la vez que representa comercialmente a  marcas como Bernini, Arflex, Cado, Axa International y Acerbis. La marca procedía de una tradición experta en el tratamiento de la madera en piezas de alta gama y sofisticada elaboración. En 1984 se traslada a Riudellots de la Selva, ocupando más de 3000m2 en instalaciones donde todavía tienen su sede. Allí se inicia la transformación ARIDI que desde entonces se concentra exclusivamente en comercializar sus propias líneas de mobiliario de oficina.

 

En 1995 llega la primera serie TRACK, presentada en el SALÓN CONSTRUMAT. Esta colección, Track no sólo revoluciona el mundo de la oficina, sorprendiendo y marcando tendencia, sino que supone el inicio de una estrecha colaboración con su admirado diseñador, colega de profesión y creador de todos sus productos: Gabriel Teixidó. Un año después se lanza TRUCK, dirigida a alta mobiliario de dirección y presentada en  la feria ORGATEC. Más tarde vinieron AIRE / ERIA, de diseño ligero, funcional y polivalente utilizando librerías y armarios como separadores. La tecnología irrumpe de tal manera que se convierte en una obligación dar soporte a la torre de ordenador o solución al cableado…

 

 

Poco después, la tendencia en decoración de oficinas elimina los compartimentos para dar pie a espacios diáfanos: K2 / K3 se crea con este propósito. Mesas largas para compartir, enfrentadas, favoreciendo la comunicación entre empleados y el trabajo en grupo. Los cables a la vista se convierten en un daño estético a prevenir, igual que se prevén diferentes puertos para mejorar la conexión de los diferentes dispositivos que se necesitan.

A la vez que el mercado se vuelve más tecnológico existe una tendencia opuesta que reclama la artesanía y pone en valor la utilización de materiales nobles, de alta gama, sobre todo en los despachos de dirección. La serie ONE da respuesta a esa demanda a través de roble, cristal o piel.

 

 

En 2016, se lanza al mercado la colección WO caracterizada por su estructuras simple para los amantes del minimalismo más puro. Arquitectos e interioristas quedan fascinados de la serie que se deshace de cada centímetro que no sea absolutamente imprescindible. Y recientemente Aridi sigue haciendo eco de las tendencias del mercado que desdibujan las fronteras entre mobiliario de oficina y doméstico. El auge del home office hace que cada vez se busque un ambiente de hogar como espacio de trabajo y por ello, “hogariza” las series One y K2 fusionando ambos estilos.

Desde sus inicios, el mobiliario de Aridi se ha implantado en edificios y empresas referentes repartidas por todo el mundo: Arthur Andersen y Editorial RBA (Barcelona), Louis Vuitton & Moet Chandon-Hennessy (París),  Mercedes Benz (Qatar y Dubai) o Coca-Cola (Tailandia), entre otros. 40 años en el que la marca se ha comprometido en mejorar espacios de trabajo a través del diseño.